Nuestros Clientes

Farmacia Social: robots en la Patagonia

3 Mins read

Esta farmacia de Chubut se posiciona a la vanguardia tecnológica, con dos robots operando en sus sucursales y un tercero a punto de ser instalado en su depósito central.

La instalación de sistemas de dispensa robotizados –algo que hasta hace un par de años resultaba inusual– creció en forma acelerada en los últimos tiempos. Hoy no sólo hay farmacias en todas las regiones del país que cuentan con estos sistemas, sino que algunas los instalaron en más de una sucursal. Tal es el caso de Farmacia Social, de la provincia de Chubut.

“En 2015 viajé a Dinamarca y me llevaron a ver a un robot funcionando. Me impresionó, pero me pareció que esa tecnología todavía era muy lejana para la realidad Argentina” comenta Dolores Morón, socia y apoderada de Farmacia Social (Mediven S.A.) “Más adelante, Droguería del Sud nos proveyó información concreta sobre estos robots, y decidimos embarcarnos en ese desafío” agrega.

En 2020, en plena pandemia, instalaron el primer equipo BD Rowa Smart en la sucursal Farmacia Social 2, de Comodoro Rivadavia. En noviembre de 2021 comenzó a funcionar el segundo robot, en la sucursal Social 1 de la misma ciudad. “Ambos están a la vista del público, que los mira fascinado y nos felicita”, añade Dolores.

Los tiempos de dispensa se redujeron notablemente, y se ganó en calidad de atención al cliente. Los colaboradores ya no necesitan moverse de su puesto de atención: verifican el stock a través de su terminal, y pocos segundos después de ingresar el pedido, los medicamentos caen por un tobogán cercano a ellos.

Además de controlar automáticamente las fechas de vencimiento –y dispensar siempre los medicamentos con caducidad más cercana– el robot se encarga de ordenar los productos; detecta cuáles son los que tienen mayor rotación, y los coloca más cerca del brazo mecánico, para preparar los pedidos con la máxima velocidad posible.

Una actitud vanguardista

La robotización de las dos sucursales fue el resultado de una visión constructiva sobre el rol de la tecnología. “Estas innovaciones nos facilitan el cumplimiento de nuestro concepto de marca: el amor es la mejor medicina. Toda la dedicación y contención que los colaboradores pueden brindar a nuestros clientes se ve potenciada por este tipo de avances, que reducen el tiempo dedicado a tareas rutinarias”, explica Morón.

Esa misma actitud fue la que en su momento los llevó a adoptar el e-commerce como una forma más de acercarse a los clientes. Comenzaron por WhatsApp y siguieron con su sistema propio a través de la web. Simultáneamente, trabajan con GPSfarma, “una plataforma que nos ha dado un gran resultado. Participamos en el Black Friday y otros eventos similares. Si bien el comercio electrónico todavía está en desarrollo, es una forma de ampliar nuestros servicios”, explica la entrevistada. “Valoramos y agradecemos la actitud innovadora de Droguería del Sud en estas cuestiones. Eso nos facilitó siempre la posibilidad de estar un paso adelante”, concluye.

Farmacia Social también sigue de cerca las cuestiones medioambientales, y se prepara para concretar un ambicioso proyecto: abastecer a sus sucursales de energía eléctrica proveniente de paneles solares. En diciembre culminó la instalación de 200 paneles en su edificio central, de 2.000 metros cuadrados. El mismo ahora genera cuatro veces más energía de la que consume, e inyecta el excedente en la red eléctrica de Comodoro Rivadavia. A cambio, recibe una bonificación por el consumo energético de sus farmacias.

Los planes a corto plazo incluyen la instalación de un nuevo robot en su depósito central, que les permitirá ganar una mayor eficiencia en el despacho de los pedidos.

Un referente de Chubut

Todo comenzó en 1986, cuando el visitador médico César García Barilari enfermó de hepatitis. Durante los días de reposo llegó a la conclusión de que debía implementar un cambio en su vida profesional, y se lanzó a la aventura. Así, junto con Dolores Morón (por aquel entonces, su esposa) creó Mediven S.A., empresa que comenzó con la venta institucional y se transformó en una red que cuenta con 19 farmacias, todas en la provincia de Chubut.

“Fue una demostración de cómo los sueños se pueden cumplir”, comenta Dolores. La incorporación del licenciado en Administración Martín García Morón (segunda generación familiar) dio un nuevo impulso a la compañía, que persigue nuevos sueños de cara al futuro.

El robot en números

Los sistemas de la empresa alemana Rowa Technologies permiten la optimización del ciclo completo de los medicamentos, desde su llegada a la farmacia hasta su salida. En tiempos de pandemia brindan una seguridad adicional, ya que limitan al mínimo posible el contacto entre el personal y los productos.

Estas son alguna características del modelo BD Rowa Smart:

■ Puede almacenar hasta 30.000 productos.

■ Dispensa hasta ocho envases en forma simultánea.

■ Despacha 500 unidades por hora.

■ El tiempo total de entrega del producto es de entre 8 y 12 segundos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.