Suscribite a nuestro Newsletter

Revista Esencia - Droguería del Sud

Facebook Instagram
Suscribite al Newsletter Suscribite a nuestro Newsletter

Categorías en Números - 1 marzo, 2018

Pediculicidas: cómo capitalizar la “vuelta al cole”

La calidad del asesoramiento es el factor fundamental para impulsar la facturación de la categoría en este momento clave del año.

Durante 2017, las ventas de tratamientos para la pediculosis aumentaron (en facturación) 18%, según datos de IQVIA. Sin embargo, si se miden las ventas en unidades, se registra una caída del 5,2%. Eso habla de la necesidad de capitalizar al máximo los momentos clave del año para esta categoría, de tal forma de contribuir a su recuperación.

El momento del regreso a clases es fundamental, ya que las escuelas son lugares de contagio habitual. Según explican los especialistas del Centro de Investigaciones de Plagas e Insecticidas (CIPEIN) del CONICET, hay colegios que reportaron una prevalencia de hasta el 70%.

“Marzo es el mes fuerte del año”, explica María Marta Allende, Gerente de Marketing de Biferdil, empresa presenta en el mercado con una línea compuesta por shampoo y desenredante con aceites esenciales, removedor de liendres y loción capilar.

En su opinión, la categoría necesita un impulso para posicionarse de manera más amplia en la mente de las consumidoras: “En general son las madres las que adquieren estos productos, y es muy habitual que se limiten a la compra del shampoo, sin siquiera saber que existen productos preventivos que son igualmente imprescindibles”. Cabe señalar que la edad promedio de la compradora de esta categoría está entre los 25 y los 40 años. La mayoría son mujeres con hijos, tanto profesionales como amas de casa.

Allende señala que parte del asesoramiento del farmacéutico debe estar orientado a recomendar las fórmulas más suaves para los pequeños. “Debemos recordar en todo momento que el usuario es, mayoritariamente, el niño, y su piel es más delicada que la de los adultos”.

Desde el área de Marketing de Capilatis, Marcia Blasic comenta que, como tendencia, se imponen los tratamientos a bases de componentes naturales. “La categoría aún tiene un gran potencial de desarrollo. Los consumidores no tienen todavía una cultura de la prevención bien desarrollada. Por eso, es importante brindar conceptos claros, y detallar los pasos a seguir en cada etapa del tratamiento”.

En Gramón Millet (línea Hexa) sostienen que se imponen productos con fórmulas innovadoras, que brinden efectividad, practicidad y rapidez en su aplicación. “Durante todo el 2017 se siguieron asentando los tratamientos combinados para eliminar y también repeler piojos y liendres”, dicen. “Se empiezan a valorar también los productos que dejan el cabello sedoso y brillante. Las madres entienden que para eliminar piojos y liendres ya no hay que pagar con la salud del cabello. Los tratamientos combinados, explican, si bien no son los más económicos en el momento del desembolso inicial,

implican un gran ahorro si se considera su efecto a largo plazo. El hecho de evitar reinfestaciones permite espaciar la frecuencia de aplicación de los pediculicidas.

Los peines son un componente fundamental en la lucha contra los piojos. Mónica Caballero, Analista de Marketing de la marca Assy (que ofrece sus peines de acero inoxidable Assy 2000 –con dientes microacanalados- y Clásico) explica que si bien el problema de la pediculosis se da durante todo el año, “presenta picos en febrero y marzo, por el inicio de clases; en julio y agosto, sobre todo tras el regreso de las vacaciones de invierno, y durante el verano”.

La categoría tiene una oportunidad importante de desarrollo, opina Caballero, ya que cada vez hay más madres y padres conscientes de que existen productos especializados. “Eso además disminuye el uso de remedios caseros, que muchas veces llegan a ser perjudiciales para los chicos”, concluye.

PEDICULOSIS: 5 MITOS

  1. Los piojos saltan de una persona a otra. Esto no es así, dicen en la Sociedad Argentina de Dermatología (SAD). El contagio sólo se produce a través del contacto cabeza a cabeza, como el que tienen los chicos en algunos juegos o cuando comparten un mismo sillón o una cama.
  2. Los chicos se contagian en el colegio. La realidad es que como el piojo sólo puede vivir un máximo de 48 horas sin comer, los lunes no hay ningún piojo vivo en las escuelas. Se debe sugerir a todos los padres realizar el tratamiento un mismo fin de semana.
  3. El pelo corto evita el contagio. Este mito se desterró hace tiempo. “La infestación con piojos no está influenciada en forma significativa por el largo del pelo ni por la frecuencia del lavado”, sentencia la Academia de Pediatría de los Estados Unidos.
  4. “Mi hijo no tiene piojos; nunca se rasca”. Falso. Muchas veces ocurren infecciones de piojos sin ningún tipo de síntomas.
  5. Todos los pediculicidas son inocuos. No es cierto. Muchos contienen sustancias tóxicas, por lo que nunca hay que utilizarlos sin seguir estrictamente las indicaciones de los prospectos. El 14% de las consultas en el Servicio de Toxicología del Hospital de Niños Pedro Elizalde de Buenos Aires se deben a pediculicidas. La Sociedad Argentina de Pediatría no recomienda el uso de pediculicidas tóxicos en los menores de 2 años ni las embarazadas.